Jueves, 15 Agosto 2019 22:59

Gabinete ampliado en el CCK

Gabinete ampliado en el CCK Tiempo Argentino

 

El presidente encabezó el encuentro en el CCK con funcionarios, dirigentes y legisladores. Catarsis, vaticinios de paliza electoral y quejas por la falta de fiscales.

 

En un intento por recuperar el optimismo, el presidente Mauricio Macri realizó una reunión de gabinete ampliado en el Centro Cultural Kirchner en la que llevó adelante una arenga electoral con miras a octubre. También hablaron María Eugenia Vidal, Horacio Rodríguez Larreta, Elisa Carrió – que prometió la reversión del resultado de las PASO- y Miguel Ángel Pichetto, quien se quejó por la falta de fiscales el domingo.

Macri aprovechó la ocasión para asegurar: "aquello que el lunes pareció un enojo, en realidad era conmigo mismo, por todo lo que hice." Pero "tomé nota del mensaje, exigí demasiado, le hice la vida muy difícil a mucha gente, no teníamos experiencia en cómo lidiar con esto”.

El presidente pidió disculpas y anunció medidas: "Llegar a fin de mes se transformó en este último año en una tarea imposible"

"No nos enojemos con el que no nos acompañó, pongámonos en su lugar y digámosle `te necesito´" sostuvo el Presidente, principal orador de la reunión de gabinete ampliado realizada en el CCK con funcionarios nacionales, porteños y bonaerenses, según confiaron a Télam fuentes presentes en el cónclave.

También hablaron, como suelen hacerlo, la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, aunque los más críticos fueron los jefes de los bloques parlamentarios del Congreso, los radicales Mario Negri (Diputados) y Luis Naidenoff (Senado).

Naidenoff dijo que era momento de "ir y pisar el barro" al referirse a la necesidad de contactarse con los votantes. Asimismo, Vidal fue aplaudida de pie luego de dar su discurso.

El otro orador de la mañana fue el compañero de Macri en la fórmula presidencial, el senador peronista Miguel Pichetto, que consideró que "acá no empezó ninguna transición" sino que hay un "momento político es el de la lucha por el poder". "El Presidente está en control del gobierno nacional y la lucha es para que haya balotaje", sintetizó Pichetto, que llamó a Macri un "demócrata", y lo felicitó por "tomar nota" del resultado electoral y obrar en consecuencia.

Por su parte, la Gobernadora contó la experiencia que tuvo con muchos bonaerenses que le pidieron que siga en la pelea, mientras reconoció que "la gente no se equivoca cuando vota, en todo caso nos equivocamos nosotros". Rodríguez Larreta quien dijo que había que "terminar con el duelo y volver a salir a comernos la cancha"

Le siguió Elisa Carrió, socia fundadora del frente gobernante, pidió defender al jefe de Gabinete, Marcos Peña, de las críticas en su contra, y dijo que vio a muchos candidatos del interior del país "en soledad" durante la campaña. "Hay que aceptar el resultado, pero tengo la certeza de que ganamos en octubre", aseguró la diputada quien se animó a usar la palabra "paliza" para caracterizar un eventual triunfo. "Dios nos saca la soberbia para que seamos mejores", además de transmitir que "la verdadera libertad no se consigue con magia, se consigue con trabajo y esfuerzo". Además, dijo que estaba encantada con que hayan perdido los encuestadores y los expertos en marketing electoral, aunque defendió enfáticamente al jefe de Gabinete, Marcos Peña, estos días en el ojo de la tormenta.

Pichetto, por su lado, a quien le tocó hablar después del encendido discurso de la líder de la CC, pidió que se tomara en cuenta que "acá no empezó ninguna transición, hay que dar pelea para que haya ballotage en octubre. La elección definitiva es el 27 de octubre". Y reclamó por la falta de fiscales que hubo en importantes distritos. "Estando en el poder no nos pueden faltar fiscales"

Leer 157 veces