Lunes, 03 Agosto 2020 10:11

Acusan penalmente al ex jefe de gabinete de Patricia Bullrich

Acusan penalmente al ex jefe de gabinete de Patricia Bullrich El Destape

El Ministerio de Seguridad presentó una denuncia penal contra Pablo Noceti, ex funcionario cercano a Patricia Bullrich, por su accionar en el operativo represivo que terminó con la desaparición y muerte de Maldonado en 2017.

El Ministerio de Seguridad de la Nación presentó esta mañana una denuncia penal contra Pablo Noceti, el ex jefe de Gabinete de Patricia Bullrich, por irregularidades en su participación en el operativo represivo de la Gendarmería, el 1 de agosto de 2017, que terminó con la desaparición y muerte de Santiago Maldonado tras el desalojo de la Ruta 40, en Chubut.

La denuncia penal contra Noceti es es por violación de los deberes de funcionario público e indebida injerencia en el cumplimiento de una orden judicial, en lo que consideran un claro abuso de sus facultades como funcionario del Ministerio de Seguridad. El gobierno considera en su denuncia que Noceti, en representación directa de Bullrich en el territorio, generó “presiones, instrucciones y directivas políticas” que fueron un factor “generador de negligencias y faltas graves por parte del responsable del operativo”, y concluye que “eso no fue gratuito, se cobró víctimas, la vida de Santiago Maldonado entre ellas”. El funcionario ordenó el desalojo y la represión en el terreno ocupado por la comunidad sin tener una orden legal, y con un protocolo de intervención inexistente.

Los hechos denunciados se desprenden de una auditoría interna que realizó entre enero y julio de este año la nueva conducción de la Gendarmería Nacional, ordenada por la ministra Sabina Frederic, que desmorona la ingeniería organizada durante la gestión macrista para garantizar impunidad a los agentes y funcionarios involucrados. En la acusación incluyeron también al ex Director Nacional de la fuerza, Gerardo Otero, y su segundo, Ernesto Robino.

Desde el ministerio de Seguridad nacional argumentan que la anterior conducción de la fuerza federal, en acuerdo y bajo las directivas de la gestión Bullrich, elaboraron un proceso de encubrimiento para desvincularse de las consecuencias trágicas de la represión del 1 de agosto de 2017 contra la comunidad mapuche Pu Lof Cushamen.

La investigación interna de la Gendarmería es exhaustiva. Este jueves le entregaron un informe de 600 páginas a la ministra Frederic en el que concluyeron que no había razones para realizar el operativo de despeje de la ruta, y que solo se llevó a cabo por una “cuestión de voluntad política” tras las órdenes de Pablo Noceti y del ex director Nacional de la Gendarmería, Gerardo Otero.

Noceti fue cuestionado desde un principio por la familia de Santiago y los organismos de Derechos Humanos. Estuvo presente el día previo y el mismo día del operativo represivo en el lugar de los hechos, y ordenó perseguir a los manifestantes bajo la figura de “flagrancia”, es decir, sin orden judicial. Bullrich aseguró en su informe ante el Senado, el 16 de agosto de 2017, mientras Santiago Maldonado aún estaba desaparecido, que Noceti “estaba de paso” en el lugar.

El ex funcionario incluso fue fotografiado ese mismo día en el lugar, en la tranquera de la estancia del multimillonario italiano y mayor propietario de tierras del sur argentino, Luciano Benetton, con quien los mapuche mantienen una disputa por esos territorios ancestrales.

Leer 267 veces