Domingo, 19 Mayo 2019 20:43

Macri enfrentó a Durán Barba: “¿Y ahora, qué hacemos?”

Mauricio Macri estaba reunido con Marcos Peña en Olivos, cuando se enteró del anuncio de Cristina Kirchner. A manera de reproche, le dijo a su jefe de Gabinete: “¿Vos no sabías nada de esto? ¿Puede ser que nos hayan madrugado otra vez?”, ante lo cual Peña no tuvo respuesta.

Acto seguido, y en un estado próximo a la desesperación, el presidente tomó su celular y llamó a Jaime Durán Barba, que desde hace unos días está en el exterior. Después de anoticiarlo sobre la inesperada novedad, lanzó: “¿Y ahora, qué hacemos?”.

 

Esa pregunta de Macri hacia su consultor favorito no hace más que revelar el estado de ánimo que por estas horas reina en la Casa Rosada, y de qué manera, una vez más, la ex presidente está logrando su objetivo de generar una desorientación tal en el seno de Cambiemos que no encuentran la brújula, y en consecuencia, por ahora no saben cómo responder a la jugada de CFK.

 

En las últimas horas, desde el entorno presidencial reconocieron el estado de shock en que entró el Gobierno con la jugada de Cristina, lo que obligará a un urgente cambio en la estrategia, con la mirada puesta en las elecciones de octubre.

 

Esto no se va a decidir hoy ni mañana. Por lo tanto, habrá que estudiarlo y tomar las decisiones con calma. Tendremos que ver cómo se completa el panorama, si Daniel Scioli se presenta a las PASO o no para competir con la fórmula Fernández-Fernández y hacer estudios para saber qué porcentajes de votos traslada Cristina a su candidato. Todavía es un muy pronto para saber si hay que cambiar drásticamente la estrategia electoral”, explicaron a Info 135.

 

Es que la movida de la actual senadora impactó de lleno en la estrategia de polarización que venían tejiendo trabajosamente Marcos Peña y Durán Barba para buscar la reelección de Macri.

 

Incluso, hasta el politólogo ecuatoriano hizo silencio, y repuesto de la novedad, dos horas después volvió a comunicarse con su amigo presidente, a quien intentó calmar. En pocas palabras, y tal como en más detalle lo relata hoy en el diario Perfil, Durán Barba le dijo que la decisión de Cristina de nominar a Alberto Fernández, “le restará chances al peronismo de ganar en octubre”.

 

Además, consideró que “los pocos que lo veían bien a él porque insultaba ferozmente a Cristina, seguramente no irán con ella. No sube el techo. Varios seguidores de Cristina ven mal a Alberto, baja el piso”.

 

No del todo convencido ante el mensaje esperanzador que le había transmitido Durán Barba, Macri sabe que en los despachos oficiales admiten que el temor no está en la persona de Alberto Fernández, sino en el armado de fondo que pueda desembocar su candidatura, en especial por el renunciamiento a medias de CFK.

 

Y al mismo tiempo, en Cambiemos son conscientes de que esta jugada inesperada abre una puerta muy grande para la unidad del peronismo contra la candidatura de Macri, que ya de por sí viene golpeado dentro y fuera de su propio espacio.

Si van a unas PASO con todo el peronismo nos liquidan”, pronostican en el Gobierno. Y advierten que esas primarias, que la propia Cristina resalta en su video, son factibles.

 

Además, sobrevuela la idea de que la ex presidenta declinó su candidatura para favorecer un triunfo del peronismo en primera vuelta, tras meses y meses de especulaciones en torno a lo que sucedería en un ballotage entre ella y Macri.

 

Mientras tanto, en la Rosada aseguran que el candidato sigue siendo Macri. Sin embargo, por lo bajo otras fuentes del Gobierno no son tan determinantes y sugieren un cambio de estrategia: “Si se bajó Cristina, ¿por qué no lo puede hacer Mauricio?”.

Leer 467 veces